6. NIC 37. Provisiones, activos contingentes y pasivos contingentes

Para aclarar los conceptos de obligación presente, obligación legal, obligación implícita, activo contingente y pasivo contingente, podemos acudir, simplemente como orientación, a la NIC 37. Provisiones, Activos Contingentes y Pasivos Contingentes.

Obligación presente

En algunos casos raros no queda claro si existe o no una obligación en el momento presente.

Un suceso ocurrido en el pasado ha dado origen a una obligación presente si, teniendo en cuenta toda la evidencia disponible, existe una probabilidad mayor de que se haya incurrido en la obligación, en la fecha de balance, que de lo contrario.

Podemos expresar el concepto anterior de una forma más simple: «Cuando la probabilidad de que se haya incurrido en la obligación es superior al 50%».

Obligación legal

Es aquella que se deriva de un contrato, de la legislación o de otra causa legal.

Obligación implícita

Es aquella que se deriva de las actuaciones de la propia empresa, en las que:

  1. Debido a un patrón establecido de comportamiento en el pasado, a políticas empresariales que son de dominio público, o a una declaración efectuada de forma suficientemente concreta, la entidad haya puesto de manifiesto ante terceros que está dispuesta a aceptar cierto tipo de responsabilidades.
  2. Como consecuencia de lo anterior, la empresa haya creado una expectativa válida ante aquellos terceros con los que debe cumplir sus compromisos o responsabilidades.

Ejemplo: una garantía de reparación gratuita de los productos vendidos que otorga la empresa por un período de seis meses.

Activo contingente

Un activo contingente es un activo de naturaleza posible, surgido a raíz de sucesos pasados, cuya existencia ha de ser confirmada sólo por la ocurrencia o, en su caso, por la no ocurrencia de uno o más eventos inciertos en el futuro, que no están enteramente bajo el control de la empresa.

Pasivo contingente

Puede surgir por alguno de los dos siguientes motivos:

  1. Es una obligación posible, surgida a raíz de sucesos pasados, cuya existencia ha de ser confirmada sólo por la ocurrencia o, en su caso, por la no ocurrencia de uno o más eventos inciertos en el futuro, que no están enteramente bajo el control de la empresa.
  2. Es una obligación presente, surgida a raíz de sucesos pasados, que no se ha reconocido contablemente porque:

     

    • No es probable que la empresa tenga que satisfacerla, desprendiéndose de recursos que incorporen beneficios económicos.
    • El importe de la obligación no puede ser valorado con la suficiente fiabilidad.

 

Análisis de la evidencia disponible
Provisión
Pasivo contingente
Probabilidad de existencia de la obligación actual> 50%
Si la estimación es fiable,
se dotará provisión
Si la estimación no es fiable,
se informará en la memoria
Probabilidad de existencia de la obligación actual< 50%
No se dotará provisión
Se informará en la memoria
Probabilidad de existencia de la obligación actual remota
No se dotará provisión
No se informará en la memoria

 

Como conclusión de todo lo anterior, para determinar si una posible provisión debe reconocerse contablemente como elemento de pasivo del balance, podemos efectuar un «chequeo contable», a través de las dos preguntas y sus respuestas que planteamos a continuación.